Contáctanos

022805675 / 0999584242 / 0999064458

Nuevas opciones en consultoría no son reconocidas por la autoridad ambiental en Ecuador

Bienvenidos a nuestro blog, aquí abordaremos temas de actualidad dentro de la temática general de nuestra especialidad: la gestión ambiental en todas sus facetas, especialmente dentro del Ecuador.

Uno de los espacios de mayor importancia dentro de la gestión ambiental es la consultoría, es decir la prestación de servicios profesionales especializados en temas ambientales. Como se desprende de esta definición, existen múltiples tipos de proyectos que se pueden ejecutar desde el espacio de la consultoría ambiental.

La legislación ambiental, sin embargo, establece que el consultor ambiental está calificado para ejecutar “estudios ambientales”, entre los que se cuentan únicamente los estudios de impacto ambiental, las auditorías ambientales y los exámenes ambientales especiales. Si partimos del hecho de que son muy pocos los exámenes ambientales especiales que se realizan, entonces resulta que el reconocimiento oficial se limita a los estudios de impacto ambiental y a las auditorías ambientales. De hecho, para calificar a los consultores la autoridad ambiental considera fundamentalmente los estudios de impacto y auditorías ambientales que han sido ejecutados y aprobados.

Sin embargo, con la optimización de los procesos de implementación por parte de los proponentes, y con los controles requeridos cada vez más rigurosos, tanto por parte de los órganos de control como de los fiscalizadores de los proyectos, se han abierto nuevas opciones de consultoría especializada para la ejecución de los planes de manejo ambiental. Algunos ejemplos de esto son:

  • Programas de seguimiento y supervisión ambiental.
  • Monitoreos físicos (agua, suelo, aire, ruido, campo electromagnético).
  •  Monitoreos bióticos.
  • Rescates de flora y fauna.
  • Establecimiento de viveros.
  • Reforestación y revegetación.
  • Inventarios forestales.
  • Valoración de bienes y servicios ambientales.
  • Estudios de impacto social.

  • Monitoreo social.
  • Resolución de conflictos socio-ambientales.
  • Catastros de afectación.
  • Monitoreo y rescate arqueológico.
  • Registro de generadores de residuos peligrosos.
  • Declaraciones de residuos peligrosos.
  • Informes ambientales de cumplimiento.
  • Planes de cierre ambiental.

En conclusión, existen muchos otros campos y tipos de proyectos en donde se requiere la participación de servicios especializados de consultoría; pero éstos, lamentablemente, no son reconocidos por la Autoridad Ambiental en el Ecuador.

Quizá sea momento de expandir el entendimiento de la consultoría ambiental como tal, y que ello se vea reflejado en la normativa para que la Autoridad Ambiental pueda incluir estas experiencias en la calificación de un consultor, y así evitar casos que por ahora resultan ilógicos. Por ejemplo, si un consultor es muy bueno realizando monitoreos bióticos, de tal manera que realiza esta actividad en varios proyectos, pues toda esa experiencia no le sirve para el momento de la calificación, o recalificación, como consultor ambiental. De seguro un tema a ser mejorado.

Freddy Cáceres, M.Sc.

No hay comentarios.

Agregar comentario